. . .

Reconocen las dificultades y el peligro que representa el coronavirus

Los partidos Fuerza del Pueblo (FP) y Unión Demócrata Cristiana (UDC) comunicaron este miércoles a la Junta Central Electoral (JCE) que no se oponen a la posposición de las elecciones presidenciales y congresuales del 17 de mayo.

En comunicaciones remitidas a los miembros del pleno de la JCE, las organizaciones reconocieron la imposibilidad de celebrar los comicios ya que serían un foco de contagio del COVID-19.

Manuel Crespo, delegado político de la Fuerza del Pueblo, en un documento depositado, apoya que la JCE posponga las elecciones para una nueva fecha que no exceda el vencimiento del periodo constitucional del mandato de las actuales autoridades presidenciales y congresuales que, de conformidad con el artículo 274 de la Carta Magna, vence el 16 de agosto del 2020.

“Sugerimos que la nueva fecha debe permitir el voto tanto de los electores residentes en el país como los residentes en el extranjero por consiguiente se sugiere el doce (12) de julio para la primera vuelta y el veintiséis (26) de julio para la segunda vuelta”, planteó.

Mientras Luis Acosta Moreta, presidente de la UDC, dejo a consideración del pleno de la Junta el fijar la fecha más conveniente, a fin de preservar la salud de pueblo.

“Somos de opinión que esa honorable Junta Central Electoral tenga a bien suspender las elecciones para la escogencia de los diputados de ultramar haciendo uso del poder regamentario que le da el artículo 212 de la Constitución de la República”, refiere el documento.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: